PNV-PSOE, ¿el menos malo de los pactos?

Me decían el otro día que cómo podía ver Ciudadanos con buenos ojos el pacto de PNV con PSOE y que si esa unión no era algo parecido al Tripartit que hubo en Catalunya, el cual prendió la mecha del separatismo radical en mi tierra. Me lo decían con el trasfondo que existe en Catalunya de que quizá C’s, con su expansión nacional, esté perdiendo en parte su esencia.

Los partidos políticos, como el clima, son cambiantes por naturaleza por el simple hecho de que el decorado por el paso del tiempo no es siempre el mismo. Sin embargo, y como dijo Winston Churchill, “Hay políticos que cambian de partido por sus ideologías y otros que cambian de ideología por su partido“. Los primeros son los buenos políticos, los segundos son políticos profesionales.

Yo, personalmente, opino que hay que ser comprensivo con los cambios, siempre que estos no traicionen su esencia y siempre y cuando no haya una nueva formación que esté más cerca de ti de lo que estaba la anterior. Porque la democracia debería ser eso, personas votando a quienes les van a representar y no representantes variando según su electorado.

Pero, respondiendo a la pregunta “¿Es este caso como el del Tripartit de Catalunya?”, respondemos que no del todo, porque aquí se han quedado fuera los más radicales a diferencia de lo que ocurrió en Catalunya. La posibilidad de un pacto Bildu-Podemos hacía tiritar y no de frío, precisamente, al más pintado.

A veces la aritmética es así de compleja, no queda más remedio que elegir entre susto o muerte. Ahora lo que toca es esperar que el PSE sea sensato y lleve al PNV a su terreno y no al contrario. Si no ocurriera así, obviamente, el problema lo tendrían principalmente los socialistas y lo cierto es que no están para muchos sustos más.

Sobre el PNV, estoy seguro de que se puede luchar por el idioma, la cultura, el folclore y las tradiciones vascas y, a su misma vez, trabajar por el bien del común de los españoles. Es más, es una oportunidad única para que los nacionalistas muestren su sensatez y expliquen al resto de España las peculiaridades de Euskadi sin amenazas de por medio.

A tantos  kilómetros de distancia, no voy yo a opinar sobre el camino que el PNV va a tomar. Desde el resto de España, todos ven al PNV y a Convergència como hermanos siameses pero, sin vivir el día a día de las tierras vascas, no me atrevo yo a decir que sea así. Hace poco más de una década, aquí en Catalunya no pensábamos que Convergència iba a acabar así; sí es cierto que habíamos oído eso del “avui paciència i demà indepèndencia” pero, sinceramente, la mayoría no pensábamos que llegarían tan lejos y tan pronto.

Imagino que tendremos que ir fijándonos en los síntomas que vayan apareciendo, siempre teniendo en cuenta que el pacto de nacionalistas y socialistas es un mal menor, que verdaderamente peor sería un pacto entre los que fueron ETA y los que a nivel nacional se comportan como el brazo político de ETA .

En Barcelona, ya me ocurrió a mí que sonreí con la victoria de Colau sobre Convergència en las municipales, hice mía esa frase acuñada a Calvo Sotelo “mejor una España roja que una España rota” pero, sinceramente, hoy creo que la nación puede romperse más por Podemos que por los nacionalistas.

¿Es el País Vasco una nación? A preguntas como estas no valen medianías, no se permiten respuestas como la de sí a nivel cultural. Porque el sí de Bildu y de Podemos no sería a nivel cultural, no hemos de engañarnos. Si Euskadi es una nación a nivel cultural, da igual llamarle nación que región que provincia, pues el término nación en España tristemente siempre se ha usado para dividir a las personas.

No debería seguir ese debate estéril entre la España grande y libre y la España estado de naciones. La mejor España posible es la diversa pero unida, la que se enriquece de todos los idiomas y todas las culturas que habitan en nuestro país. Pero, para luchar por eso, no debemos perder el tiempo en batallas regionalistas que no llevan a ninguna parte. Y me da igual que sea la Convergència de Catalunya, el PNV del País Vasco, el PP de Madrid o el PSOE de Andalucía. Quien ataca a una región de España nos ataca a todos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s