¿Un nuevo frente popular?

Podemos e Izquierda Unida, Izquierda Unida y Podemos acercan posturas para ir de la mano en las futuras elecciones de junio, si es que finalmente no hay un acuerdo que evite las elecciones. Alberto Garzón siempre ha manifestado que Izquierda Unida, que en su día aglutinó a gran parte de los partidos de ideología comunista, no acabaría siendo parte de Podemos, pero lo cierto es que, según indican los medios de comunicación, pronto lo hará sea de un modo u otro.

Lo cierto es que Izquierda Unida es perjudicada por el sistema electoral y es que, siendo la sexta fuerza más votada, hay hasta nueve fuerzas con más representación en el Congreso. Como ejemplo del injusto modo de reparto, diremos que IU tiene 2 diputados con más de 900.000 votos, mientras que Bildu también tiene 2 con poco más de 200.000 votantes.

De modo que Izquierda Unida sabe que, de la mano de Podemos, podría tener más representación. Pero, ¿y sus votantes? ¿Estarán verdaderamente representados con las ideas de Podemos? Para el partido morado, esto no es más que un nuevo paso en su partida de Risk, en su Juego de Tronos particular, en ese asalto de los cielos que se inicia comiéndose a los partidos más cercanos en cuanto a ideología.

El éxito de Podemos se ha debido a las confluencias, a los votantes que votaban ya a Compromís en Valencia o a Iniciativa en Catalunya, a más a más, obviamente, de los votos que les han cedido los nacionalistas, tanto en Catalunya, Euskadi y Galicia, ya que aunque a veces nos olvidamos, Podemos sacó en realidad menos votos que Ciudadanos.

Las reglas son las reglas y Podemos, por esta vez, no hace trampas. Pero sí que es verdad que pervierte el sentido de la democracia ya que de lo que supuestamente trata esto es de saber la opinión del pueblo, no de ir haciendo alianzas de gente que piensa parecido pero no igual para, después, decidir qué se hace y qué no. Pongo por ejemplo estas preguntas:¿Qué tanto por cierto de personas que votan a Podemos en Andalucía está a favor de que estén apoyando al soberanismo catalán? ¿Qué porcentaje de los que han votado a Podemos en Castilla ven con buenos ojos que vayan de la mano con Bildu en Euskadi?

La idea de formar un nuevo Frente Popular como en 1936 es una más de las obsesiones por volver a ese año, ya saben, como cuando Rita Maestre asaltó una capilla al grito de: “Os vamos a quemar como en el 36”. En las cuentas de Iglesias y su obsesión por el sillón, la unión de estas dos formaciones en las elecciones del 20 de diciembre hubiera supuesto ser la segunda fuerza sumando también a En Marea, Compromís y En Comú.

Como ya hemos dicho en otras ocasiones, ese y no otro es el verdadero objetivo de Podemos ya que los morados no quieren acabar con el bipartidismo, sino formar parte de él y creen que, superando al PSOE y siendo oposición, tarde o temprano, le llegará su hora de gobernar.

A mi parecer, que partidos que se quieren apropiar de que son los únicos que juegan bien traten de hacer artimañas para conseguir más representación de la que corresponde es poco ético. Pero no es lo que más me importa de todo esto, sino que traten de facturar el país entre los que están con ellos y los que están en contra. Llegado a ese punto, pasará algo que ya se está intuyendo estos días: que Podemos, o tenga mayoría absoluta, o no pueda gobernar nunca porque ningún partido que respete la Constitución y las Leyes podrá ir de la mano de otro que quiera imponer un nuevo régimen en España, un régimen que, por cierto, ha fracaso allá donde se ha instaurado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s