Las Naciones Unidas dicen NO a la independencia

Cuenta el chiste que un conductor oye en la radio que hay un coche suicida que va en contradirección. Entonces, el conductor exclama… “¡¿Uno?!, ¡Hay por lo menos mil!”

A ese conductor es a quien me recuerda a mí Artur Mas y su séquito. El President en funciones se ha puesto una venda en los ojos y va a tirar hacia delante sin mirar y por más que se dirija a un acantilado. Lógicamente, para mí lo que haga Artur Mas es lo de menos, lo que me preocupa es que por ese acantilado caigan 7.500.000 de catalanes, de la misma manera que ya lo ha hecho su coalición, su partido y pronto lo hará él mismo.

El Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-Moon, ha dicho bien claro que Catalunya no figura en la “categoría” de territorios a los que la ONU reconoce el derecho de autodeterminación, es decir, que las Naciones Unidas no reconocerían a Catalunya como país o, lo que es lo mismo, que Catalunya no puede ser independiente de España. Ya no valen los ejemplos (algunos de ellos que insultaban a la inteligencia) para pedir la independencia de Catalunya porque, por más que quieran comparar Catalunya con otras regiones, obviamente no es el Sáhara ni es Palestina, sino más bien todo lo contrario.

Catalunya es una de las comunidades más ricas de España. La Diagonal de Barcelona está plagada a derecha e izquierda de empresas del Ibex 35, de modo que no nos hagan reír pues Catalunya no es un estado oprimido y, no sólo eso, sino que el gobierno catalán tiene además dependencias de Cultura y Sanidad, entre otras, e incluso policía propias. Mucho más de lo que tienen estados federales europeos.

Según Ban Ki-Moon, “Una importante y positiva característica de España es su respeto por las diversidades culturales, lingüísticas e históricas. Estoy al tanto de este delicado asunto. Como puede suponer, como secretario general de las Naciones Unidas no estoy en posición de comentar la cuestión, puesto que se trata de una materia puramente interna. No obstante, espero que haya una solución consensuada, basada en el diálogo y en línea con la tradición democrática” (…) “Las Naciones Unidas trabajan sobre unas líneas maestras, como la integridad territorial, la soberanía o las reglas democráticas. Sé que se trata de asuntos muy serios para mucha gente en Catalunya. Lo que pido a los líderes y a la gente en la región es que se comprometan en el diálogo” (…) “España se ha mantenido como un Estado soberano en sí mismo, incluyendo a Catalunya. Cuando se habla de autodeterminación, hay ciertas áreas donde las Naciones Unidas han reconocido ese derecho, como territorios sin autogobierno. Catalunya no está incluida en esa categoría”.

Las palabras de Ban Ki-Moon son claras, pero ya sabemos cómo se las gasta el marketing independentista. Ahora le darán la vuelta y harán ver a los suyos, a los que ven las televisiones, oyen las radios y leen los periódicos financiados por el gobierno de los recortes del 3%, de las sedes embargadas y de las cuentas en Suiza y en Andorra, todo lo contrario.

Como dijo Abraham Lincoln, “Se puede engañar a todos alguna vez, o engañar a algunos siempre, pero no se puede engañar a todos siempre” y estoy completamente seguro de que en mi tierra, en Catalunya, muchas personas ya están comenzando a abrir los ojos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s